Fiestas de los jóvenes

Dedicadas a San Roque y la Inmaculada Concepción. Se hacen el primer fin de semana de agosto. El viernes (a las 10 de la noche) se hace una romería a la ermita de San Roque y se baja el santo. El personal participa llevando farolets. El sábado se hace la fiesta del santo, el domingo la de la Inmaculada y por la tarde (al caer la noche) procesión. El lunes por la tarde hacen cucañas o juegos tradicionales para niños. Por las noches, desde viernes hay conjuntos musicales. Los festeros son los jóvenes del pueblo (los chicos, los de san Roque, y las chicas, las de la Inmaculada) que se presentan voluntariamente por grupos y se encargan de sacar dinero y organizar las fiestas.